Neurología Infantil

Home » Neurología Infantil

Nuestro SERVICIO DE NEUROLOGÍA INFANTIL tiene el objetivo de ofrecer un seguimiento evolutivo a recién nacidos considerados de alto riesgo por presentar alteraciones en su sistema nervioso central. Atendemos, así, a prematuros, niños nacidos a término con hipoxia perinatal, casos de infecciones congénitas, malformaciones, entre otros.

Staff

Dr. Córdoba, Raúl
M.P. 11369 M.E. 2667
Dra. Salgado, Cecilia
M.P. 31980

Partiendo del desarrollo neurológico como punto clave para el desarrollo de una persona, desde nuestro Servicio nos proponemos abordar los casos de riesgo para una detección temprana de alteraciones en el sistema nervioso. Pudiendo, de esta manera, indicar una precoz estimulación y neuro-rehabilitación, y minimizar las problemáticas que puedan presentarse en un futuro.

CONSULTAS MÁS FRECUENTES

El Servicio de Neurología Infantil es solicitado, sobre todo, en caso de niños con trastornos de aprendizaje, trastornos conductuales o dolores de cabeza.

Estas complicaciones están muy relacionadas con alteraciones del sistema nervioso. En este sentido, el profesional se encarga de intentar identificar las áreas disfuncionales del cerebro asociadas al trastorno, para poder sugerir una intervención educacional específica, según cada caso.

PROBLEMAS DE APRENDIZAJE

Los problemas del aprendizaje más frecuentes en niños, y por los que las familias más se acercan, son el déficit de atención, las altas capacidades o la dislexia.  Es fundamental estar atentos a su comportamiento, ya que hay muchas señales que pueden indicar un problema de este tipo:

  • Dificultad para entender tareas e instrucciones.
  • Problemas para recordar lo que alguien le acaba de decir.
  • Dificultad para dominar las destrezas básicas de lectura, deletreo, escritura y/o cuentas matemáticas.
  • Dificultad para distinguir entre la derecha y la izquierda.
  • Dificultad para identificar las palabras (tendencia a escribir las letras, las palabras o los números al revés).
  • Falta de coordinación al caminar o llevar a cabo actividades sencillas como sujetar un lápiz o atarse el cordón del zapato.
  • Facilidad para perder cosas (material escolar, útiles, juguetes).
  • Dificultad para entender el concepto de tiempo, confundiendo ayer, con hoy y mañana.
  • Tendencia a manifestar irritación o excitación con facilidad.

PROBLEMAS DE CONDUCTA

Los problemas de conducta más consultados son la Hiperactividad, y el Trastorno Negativista Desafiante (comportamientos no cooperativos, provocadores, negativos, irritables y de gran enfado). 

Los niños con trastorno de conducta tienden a ser impulsivos, difíciles de controlar y despreocupados por los sentimientos de los demás. Es difícil saber cuando un niño tiene este trastorno, ya que muchas de las características son difíciles de definir. Para realizar un diagnóstico de trastorno de conducta, el comportamiento tiene que ser mucho más extremo de lo que es socialmente aceptable.

Para diagnosticar un caso de Hiperactividad, es preciso que el niño tenga las siguientes actitudes de manera reiterada y consecuente:

  • No poder estar sentado quieto. Retorcerse en el asiento y abandonarlo insistentemente.
  • Correr y trepar excesivamente, cuando no debería hacerlo.
  • Dificultad para jugar o trabajar en forma silenciosa.
  • Hablar compulsivamente, todo el tiempo.

En el caso del Trastorno Negativista Desafiante, los síntomas pueden incluir:

  • Rompimiento de las reglas sin una razón clara.
  • Comportamiento cruel o agresivo hacia personas y animales (amenazar, intimidar, pelear, usar armas, robar violentamente).
  • Ausentismo escolar.
  • Consumo excesivo de alcohol y/o de drogas psicoactivas.
  • Inicio de incendios de manera deliberada.
  • Mentiras para conseguir un favor o evitar tareas que tiene que hacer.
  • Escapes y fugas reiteradas.
  • Vandalismo o destrucción de la propiedad.

CEFALEAS

Hay que estar muy atentos a los dolores de cabeza porque, si bien suelen ser relativamente habituales en los niños y pueden no tener ninguna gravedad, hay síntomas que pueden ser preocupantes, a los cuales es preciso atender:

  • Catarros, fiebre o sinusitis.
  • Cefaleas tensionales por el estrés.
  • Migrañas.
  • Problemas de vista.
  • En caso de lesiones cerebrales más graves, aparecen signos de alerta como vómitos, despertares nocturnos y falta de respuesta a analgésicos.

Es fundamental no olvidar que el diagnóstico de estos trastornos no es fácil de realizar por la propia familia, por lo que es preciso acercarse a un médico para el chequeo y control.

TRATAMIENTOS

  • ELECTROENCEFALOGRAFÍA

El Electroencefalograma es una prueba que se encarga de controlar que el cerebro de su hijo esté realizando la actividad eléctrica que se espera para su edad. 

Se realiza, así, para analizar las señales de comunicación (impulsos) entre neuronas y detectar problemas en la actividad eléctrica del cerebro. Mayormente, permite diagnosticar o monitorear las siguientes afecciones:

  • Convulsiones y epilepsia
  • Cambios anormales en la química corporal que afectan el cerebro
  • Episodios de confusión, desmayos o períodos de pérdida de memoria que no se pueden explicar de otro modo
  • Trastornos del sueño
  • Inflamación del cerebro (encefalitis)
  • Accidente cerebrovascular (ACV)
  • Encefalopatías 
  • Infecciones
  • Traumatismos craneales
  • Tumores cerebrales
  • TOMOGRAFÍAS COMPUTADAS

La Tomografía Computada o Computarizada es un examen no invasivo, que utiliza tecnología de Rayos X para obtener imágenes de alta resolución del cerebro y cráneo, posibilitando el correcto diagnóstico de distintas patologías. 

En Clínica y Maternidad del Sol utilizamos equipamiento con baja dosis de radiación, para proteger a los niños de los riesgos de la radiación ionizante. 

Este estudio se realiza para detectar infecciones, traumatismos craneales o tumores.

  • RESONANCIAS MAGNÉTICAS

Se trata de otro estudio de Imagenología que se usa para tomar fotografías del cerebro, pero a través de ondas de radio e imanes, consiguiendo imágenes en 2 y 3 dimensiones. Su uso es más habitual en caso de dolencias en tejidos blandos. Puede detectar señales de tumor cerebral, accidente cerebrovascular, infección y algunos trastornos genéticos, entre otras cosas.

Una vez realizado el estudio y diagnóstico pertinente, en caso de ser necesario, el Servicio de Neurología Infantil trabaja interdisciplinariamente para brindar TERAPIAS MULTIDISPLINARIAS a los pacientes. 

Acercate a consultar!

Pacientes Obstetricia


    Primera Vez
    Circuito 3º trimestre del embarazo

    Trabajá con Nosotros
    Pacientes del Interior